Fertilab
 
  GENITALES EXTERNOS

¿Es normal el flujo vaginal?
¿Cómo saber cuando el flujo es anormal?
¿Me debo hacer lavados vaginales?
¿Por qué me pica o me arden mis genitales?

 

A veces me salen quistes que se inflaman
¿Qué son las glándulas de Bartholino?
Tengo los labios menores grandes y me molestan

¿Existe alguna cirugía para reparar el himen?
 


¿ES NORMAL EL FLUJO VAGINAL?

 

 

El flujo vaginal es una condición normal no sólo de la mucosa vulvo vaginal, sino de todas las mucosas del organismo en general. Estas secreciones cumplen funciones de humectación y lubricación.

La apariencia y consistencia de este flujo vaginal puede variar, dependiendo del día del ciclo menstrual, de si se está desarrollando, durante el embarazo, sin que esto deba causar preocupación.

El flujo vaginal proviene de las secreciones de vagina, cuello uterino, endometrio y trompas. Parte de esas secreciones caen por las trompas hacia el abdomen, pero otras salen hacia el exterior manchando la ropa interior y causando preocupación de si es o no normal.

Las secreciones aumentan como consecuencia de la producción de estrógenos y la cantidad varía mucho de una persona a otra, dependiendo de la sensibilidad de su tejido a los estrógenos.

Es un mecanismo similar al del tamaño de las mamas, al igual que hay mujeres con mamas grandes y mamas pequeñas, que depende de la sensibilidad del tejido mamario a los estrógenos, también hay mujeres con mucho flujo y poco flujo, dependiendo de la sensibilidad de las estructuras genitales internas al efecto de los estrógenos.

Esas secreciones se hacen más evidentes cuando la mujer comienza a desarrollarse y la mamá se da cuenta que su hija está manchando la ropa interior. Como esta adquiere un color verdoso, cuando se pone en contacto con el aire, piensa que es una secreción anormal.

Ese color es producto de la oxidación del flujo que sale que originalmente es cremoso, pero en contacto con el oxígeno se vuelve verdoso. Cuando la mujer está en plena vida reproductiva, el flujo vaginal varía dependiendo de la etapa del ciclo en que se encuentra.

Cuando se termina la regla el flujo es escaso, cuando se va acercando a la época de la ovulación se vuelve abundante y si se introduce el dedo en la vagina es cristalino y elástico, pero cuando cae en la ropa interior adquiere el aspecto verdoso por la razón que se mencionó anteriormente. Luego de la ovulación el flujo disminuye hasta el siguiente ciclo menstrual.

 

Anatomía normal de la pelvis femenina

Durante el embarazo el flujo vaginal se hace muy abundante y no debe preocuparse por esto. Es un mecanismo de defensa que tiene la naturaleza para evitar que las infecciones suban a donde se encuentra el feto.

Al aumentar las secreciones, se lava más la vagina y evita el ascenso de gérmenes que pueden potencialmente dañar a su bebé. Después del parto aumentan las secreciones, que en ese momento se llaman loquios, con el fin de expulsar una capa que se formó entre la placenta y el útero.

Cuando viene la menopausia hay disminución de la producción de estrógenos y, por tanto, de la humedad vaginal.

La mujer posmenopáusica se suele quejar por culpa de la resequedad de los genitales externos, producto de la baja producción de estrógenos. La única alternativa es usar humectantes vaginales o jaleas o tabletas vaginales de estrógenos.

 

 

 

 

 

 

 

<< anterior - Ciclo menstrual

siguiente >> - ¿Cómo saber cuando el flujo es anormal?

 

 

Copyright © 2005 FUNDAFER - Derechos reservados. Última actualización agosto 2005.
Condiciones de uso Términos legales Políticas de privacidad