Fertilab
         
  RELACIONES ANALES

¿Son normales las relaciones anales?
¿Cuáles son los problemas de la penetración anal?
¿Cómo se pueden disfrutar las relaciones anales?
 



¿Cuáles son las complicaciones de las relaciones anales?
Recomendaciones finales para un sexo anal satisfactorio

 
 


¿CÓMO SE PUEDEN DISFRUTAR LAS RELACIONES ANALES?

 

La región anal está rodeada por múltiples terminaciones nerviosas interconectadas con los principales músculos de la pelvis. Es el vecino erógeno más cercano de los genitales y se contrae rítmicamente durante el orgasmo. El momento inicial de la penetración anal es, usualmente doloroso, aun siguiendo las recomendaciones de lubricación y dilatación pero, una vez vencido el obstáculo del esfínter interno y de permitir que se acostumbre a estar dilatado, los movimientos de empuje suelen ser indoloros.

El disfrute de la sexualidad anal requiere de un aprendizaje más complejo que el de una relación vaginal. Primero hay que vencer los tabúes, después la falta de educación acerca de cómo tener un sexo anal satisfactorio y, por último, tiene que haber una especie de aprendizaje a disfrutar esta forma de sexualidad. Se puede decir que la mayoría de las parejas que se inician en el sexo anal no lo continúan practicando, fundamentalmente, por el desconocimiento a como realizarlo satisfactoriamente.

Las terminaciones nerviosas anales son abundantes y se puede lograr condicionarlas al disfrute sexual. En el hombre existe, además, la próstata, que está localizada en la cara anterior del recto, a pocos centímetros del orificio interno y cuyo estímulo táctil o por el pene o juguetes sexuales, es placentero en la mayoría de los hombres.

 

También, la base del pene está cerca del ano y es estimulado fácilmente por la mayoría de las formas de penetración.

La posibilidad de lograr un orgasmo con la estimulación anal es poco probable sin que haya estimulación genital simultánea. En los hombres, se puede lograr si se concentran en la estimulación de la próstata o de la base del pene. Para lograr estimular satisfactoriamente estas estructuras  se debe estimular hacia la cara anterior del ano. A unos 7 a 10 cm está la próstata y a 3 a 5 cm está la base del pene, ambos en la cara anterior.

La mujer no tiene estas estructuras anatómicas y, por tanto, el disfrute depende de otros factores, fundamentalmente relacionados con fantasías sexuales, el hecho de que se está entregando por completo a su pareja. Para que una mujer tolere mejor una penetración anal, debe estar muy excitada y, preferiblemente, debe tener una estimulación previa del clítoris.

 

 

¿CUÁLES SON LAS COMPLICACIONES DE LAS RELACIONES ANALES?

 

Durante las relaciones anales se recomienda el uso del condón  para disminuir el riesgo de enfermedades de transmisión sexual. En los casos de estar seguro que la relación es monógama, se puede evitar el uso del condón, pero se debe tener presente que la practica de relación rectal, seguida de una vaginal no es recomendable sin hacer un lavado profuso del pene. Además, en algunos hombres, puede haber penetración de partículas de heces en la uretra que pueden producir ardor intenso al orinar e, inclusive, infecciones urinarias.

La relación anal, si no se realiza de una manera adecuada puede producir una serie de complicaciones como son.

  • Fisuras del esfínter anal cuando la dilatación no se hace progresivamente, las cuales pueden ser dolorosas.
  • Abscesos perirectales, que pueden ocurrir por la penetración de gérmenes patógenos a través de las fisuras u otros traumatismos de la mucosa anal.
  • Hemorroides.

Como conclusión, en relación con sexo anal, se puede decir que algunos lo aman, otros lo odian, algunos no lo han intentado, pero se mueren por la curiosidad. Si decide practicarlo siga las recomendaciones anteriores y recuerde que el sexo anal no debe doler, si acaso al comienzo de la penetración y muy tolerable. Si la penetración es muy dolorosa es que lo están haciendo mal o no está preparada o preparado para disfrutarlo. El mejor consejo que se puede dar para un sexo anal satisfactorio es el usar mucho lubricante y condones, pero sobre todo, paciencia. Si no le gusta el sexo anal no lo practique y si a su pareja no le gusta, respétela.

Por último, no utilice el sexo anal como forma de anticoncepción. La tasa de fracasos es increíblemente alta y un 8% de las parejas que la usan tendrán un embarazo, producto de la salida del semen de la zona rectal y su caída en los genitales femeninos externos, donde los espermatozoides pueden penetrar hacia la vagina.

 

Complicaciones de la relación anal

 

Los cambios que ocurren en las fases de excitación, meseta, orgasmo y resolución serán analizados más adelante. La última fase, llamada de satisfacción es muy subjetiva, no hay manera de medirla y es muy personal, lo que si es cierto es que la sexualidad es uno de las satisfacciones más grandes con las que cuenta el ser humano y donde tiene una gran ventaja sobre el resto de los seres vivos que habitan el la tierra, que sólo lo hacen por reproducción. Sólo algunos primates superiores realizan en coito en momentos no relacionados con la reproducción, al igual que lo puede hacer el hombre.

 

<< anterior - ¿Cuáles son los problemas de la penetración anal?

siguiente >> - Recomendaciones finales para un sexo anal satisfactorio

 

 

Copyright © 2005 FUNDAFER - Derechos reservados. Última actualización junio 2008.
Condiciones de uso Términos legales Políticas de privacidad