Fertilab

 

SECCIÓN 2 - Conducta con el parto y puerperio

CAPÍTULO 10 - MECANISMO DEL PARTO NORMAL

Por: Alfredo Caraballo / Leonardo De Abreu

 

 

Para entender el mecanismo del parto normal hay que tener en cuenta que el feto, conocido como el pasajero, debe ofrecer sus diámetros menores a los diámetros mayores de la pelvis materna, que es el pasaje. El feto puede adoptar diferentes posiciones dentro del útero y debido a que el útero tiene una forma piriforme, con su diámetro mayor en la parte superior y el menor en la inferior, la situación más frecuente es la longitudinal, con presentación cefálica porque el polo más voluminoso del feto es el podálico. Así las nalgas ocupan la parte superior del útero y la cabeza la parte inferior que es la que se presenta en el estrecho superior de la pelvis.

Debido a que la pelvis materna tiene tres planos y que los diámetros varían dependiendo del plano, el feto debe realizar una serie de movimientos, conocidos como "movimientos cardinales del parto", para que ocurra por vía vaginal. Existen una serie de presentaciones, dependiendo de la parte fetal que se pone en contacto con el estrecho superior de la pelvis materna y la más frecuente es la cefálica, seguida de la presentación de nalgas y, por último, la de hombros.

 

 

Si desea descargar gratis este capítulo completo
en pdf regístrese aquí y luego regrese a esta sección
y haga clic aquí

 

 

 

SECCIÓN 2 - Conducta con el parto y puerperio

CAPÍTULO 11 - INDUCCIÓN DEL PARTO

Por: Juan Aller / Gustavo Pagés

 

 

Existen una serie de condiciones en las cuales es necesaria la interrupción del embarazo que es la llamada inducción por indicación y en otros casos la inducción se hace por conveniencia del médico y/o la pareja, que es la inducción electiva.

 

 

 

Las prostaglandinas tópicas y los dilatadores higroscópicos seguidos de amniotomía, oxitocina o ambos, son útiles en mujeres con condiciones cervicales intermedias.

Cuando el cuello uterino es desfavorable el resultado es imprevisible. Las complicaciones pueden ser debidas a la amniotomía y dentro de ella la más importante es la infección; también puede ser debida a la oxitocina, siendo la más importante el sufrimiento fetal por hiperactividad uterina. La prematuridad es la complicación más importante de la inducción electiva, por eso es necesario hacer el diagnóstico de madurez fetal antes de practicarla.

Existen muchas formas de inducir un trabajo de parto antes de que comience en forma espontánea, pero el éxito depende, fundamentalmente, de las condiciones del cuello uterino. Un cuello uterino blando, corto, central y con dilatación de 1 ó 2 cm es ideal para inducción, pero cuando el cuello está largo, posterior y cerrado el pronóstico es malo.

 

Si desea descargar gratis este capítulo completo
en pdf regístrese aquí y luego regrese a esta sección
y haga clic aquí

 

<< anterior - Capítulos 8 y 9

siguiente >> - Capítulos 12 y 13

 

 

Copyright © 2005 FUNDAFER - Derechos reservados. Última actualización junio 2008.
Condiciones de uso Términos legales Políticas de privacidad